lunes, 4 de diciembre de 2017

Arte Románico








8. ARTE ROMÁNICO.
8.1. Definición.
Entre los siglos XI-XIII (Plena Edad Media) se desarrolló en gran parte de Europa un estilo artístico, que por su semejanza con algunos elementos constructivos del arte romano - bóvedas, arco de medio punto- recibe el nombre de Románico. 
La gran importancia de la religión y de la Iglesia en la sociedad feudal, hizo que destacaran los edificios dedicados a monasterios e iglesias, sobre todo, las de Peregrinación, que exhibían las reliquias que atesoraban, a lo largo del Camino de Santiago.





8.2. Simbología.
    - Planta de la iglesia recuerda a la cruz donde murió Jesús.
    - Orientación: de Este a Oeste, para que los primeros rayos solares entren por el ábside.
    - Interior muy oscuro: invita a la piedad y al recogimiento. Predomina el macizo sobre el    vano.
8..3. Elementos.
8.4. ESCULTURA ROMÁNICA. Características. 
-Sus proporciones y formas se adaptan al marco arquitectónico: capiteles, columnas, portadas. Figuras rígidas, sin volumen.
-Temática religiosa, salvo en los capiteles que aparecen figuras geométricas, vegetales, escenas de la vida cotidiana, monstruos etc.
-Portadas. Se sitúan en las arquivoltas, en las columnas de las jambas, y sobre todo en el tímpano, donde el tema más representado es el Juicio Final.
-Escultura exenta.
·         Crucificados. Con 4 clavos, vivo, solemne sin expresar dolor.
·         Virgen como trono del Salvador. Sentada, de frente, hierática, con el niño sentado en sus rodillas, sin relación entre ambos.
8.5. Pintura románica. Características.
 -Pintura al fresco. Sobre el muro se extendía una capa de yeso y, aún húmedo, se pintaba sobre él para que, al secarse, se fijasen mejor los colores.
- Se trazaban los dibujos con gruesos contornos negros, y posteriormente  el color se extendía.
- Personajes. Perspectiva jerárquica (tamaño en proporción a la importancia del personaje).
- También existían pinturas sobre tablas que decoraban los frontales de los altares.
-Temática dominante: el Pantocrátor (todo poderoso). Cristo aparece representado dentro de una Mandorla –almendra- con las letras alfa y omega, que simbolizan el principio y el fin. Con la mano derecha bendice y con la izquierda sostiene un libro, donde se lee: Yo soy la luz del mundo. Y rodeado del tetramorfos, es decir los símbolos de los cuatro evangelistas: San Juan, el águila, San Marcos, el león, San Mateo, un hombre y San Lucas, un toro.





No hay comentarios:

Publicar un comentario